Vivero “Daniel Hernández Silva”,  un proyecto que transforma a Tamaulipas

Vivero “Daniel Hernández Silva”, un proyecto que transforma a Tamaulipas

 

Con una producción, distribución y entrega anual de entre un millón y medio a 2 millones de árboles de las especies de eucalipto, ébano, mezquite y pino piñonero, es como el Vivero “Daniel Hernández Silva”, del municipio de San Fernando, Tamaulipas, satisface la demanda de centros rurales poblacionales que buscan reforestar y repoblar bosques, zonas serranas y valles semidesérticos del territorio tamaulipeco, apoyados con recursos de programas Federales y programas del Gobierno del estado de Tamaulipas, que han establecido para el desarrollo y aplicación de los mismos, en beneficio de programas de forestación y reforestación.

 

Este vivero es administrado y puesto a producir por la Asociación Regional de Plantadores Forestales y Silvicultores de San Fernando, A. C., cuyo presidente es José Alejandro Villarreal Garza; secretario, Carlos Villarreal Garza; tesorero, Juan José Galván García y administrador, Uriel Baruch Castro Solís.

 

Conocido también como el vivero de la Loma Colorada, y localizable en Calle Jiménez No.100, colonia Tamaulipas, en San Fernando, Tamaulipas, junto al Camino del Rancho Santa Catarina, a un costado del Parque “Delia Garza”, mismo que nace junto con la Asociación de Plantadores, en el año del 2007, apoyados con recursos federales a través del CONAFOR, y del Gobierno de Tamaulipas, a través de la Secretaría de Desarrollo Rural, de la Subsecretaría Pecuaria y Forestal y de la Dirección de Fomento Forestal.

Al Vivero le fue nombrado “Daniel Hernández Silva”, para honrar la memoria de don Daniel (Q.E.P.D.) y quien fuera presidente fundador de la Asociación Productora Forestal.

 

Su moderna infraestructura integrada de cuatro naves cubiertas de malla-sombra, con sistema robotizado de riego y fertilización, garantiza una óptima producción, tanto desde el punto de vista de su calidad como el de su cantidad del producto sembrado, dentro de un sistema de cultivo protegido.

 

Debido a que las fuentes de agua de esta zona son de pozo y que estas aguas contienen una alta carga de salinidad y mineralización, es por lo que los productores del vivero instalaron una planta potabilizadora, con técnica de ósmosis inversa, con la que obtienen un agua muy  útil en el riego de sus cultivos, la que antes de irrigar a las plantas, es mezclada con fertilizantes, para lograr plantas más fuertes y más resistentes. Dicha agua también se utiliza en otras labores, lo que produce un segundo efecto positivo para el vivero.

 

Poco antes de esta etapa, las plantas son colocadas en pocillitos cilíndricos, asentando sus raíces en una mezcla escamosa hecha a base de corteza de pino de Jalisco y musgo canadiense, realizando este trabajo una máquina también robotizada, la cual terminada dicha tarea colocando dichos pocillitos en unos contenedores en los que son trasladados y puestos en los espacios preparados para ello, en las naves cubiertas de malla-sombra en donde seguirán su tratamiento y crecimiento, hasta ser retirados para llevarlos a sembrar, que es su destino final del proceso.

Cabe destacar que el Vivero también genera empleos indirectos, pues el mismo es un centro de compra de semillas de las especies referidas, las que son ofrecidas por los campesinos de la zona al Vivero, dándose una cordial relación comercial.

 

MÁS INFORMACIÓN EN:

Asociación Regional de Plantadores Forestales

y Silvicultores de San Fernando, A. C.

Vivero “Daniel Hernández Silva”

Presidente: Lic. José Alejandro Villarreal Garza

Secretario: Carlos Villarreal Garza

Tesorero: Juan José Galván García

Administrador: Ing. Uriel Baruch Castro Solís

Calle Jiménez No. 100, Colonia Tamaulipas.

Ciudad San Fernando, Tamaulipas, junto al Camino del Rancho Santa Catarina.

A un costado del Parque “Delia Garza”.

Teléfono: 841-841-51-30

Author

Related